Poesia

Mañana de sombras
agua y tenue luz
que cobija las almas.

Piel madura que
cubre el cielo
de antojos de lluvia.

Parpados mojados
laminan la copa
de los árboles.

Barro y charcos
sobre los pasos
de la tierra madre.

Naturaleza cautiva
que libre eres
del ser humano.

Vive a tus anchas
sin pedir perdón
ni por favor.

ANTONIO DE HARO PÉREZ